Dwyane Wade: “Ponemos mucha presión a Jimmy Butler”

CHICAGO – Dwyane Wade cree que los Chicago Bulls están recargando de presión a Jimmy Butler en las instancias finales de los partidos.

Luego de una derrota 107-97 a manos de los Washington Wizards el pasado miércoles – y en el cual Butler sólo pudo anotar 6 de 20 de campo – Wade dijo que los Bulls deben ser más versátiles en lo que a ofensiva del cuarto final.

“Estamos poniendo mucha presión sobre Jimmy”, dijo Wade. “Digamos las cosas como son. Ponemos mucha presión sobre Jimmy en el cuarto final, obligándolo a hacer muchas jugadas porque estamos sólo ejecutando una acción. Tenemos que hacer más, mayor movimiento corporal. Y tiene que provenir por parte de nosotros como jugadores, también. Obviamente, tenemos que descifrar las jugadas del contrario. Tenemos que salir, movernos más. Tenemos que hacer las cosas. Le pedimos al jovencito que haga todos los disparos posibles con hombres en frente haciendo contacto, marcándolo a presión, etcétera. Eso no es lo más fácil del mundo”.

En total, los Bulls dispararon 7-24 de campo en los últimos 12 minutos contra los Wizards, que le propinaron a Chicago su séptima derrota en 10 compromisos.

“Así creo”, dijo Wade al preguntársele si considera que la ofensiva del cuarto final de su equipo es muy predecible. “Creo que, idealmente, queremos llegar a un punto en el cual sólo queremos movernos, hombre… Ofensivamente, tenemos que conseguir la forma de movernos en el tabloncillo. No importa si el contrario sabe quién lo va a hacer. Si la pintura está repleta porque estás intentando una jugada, va a ser muy difícil. Entonces, uno de nosotros tiene que hacer un tiro increíble”.

Previo a la victoria del lunes contra los Detroit Pistons, los Bulls eran los últimos en la NBA en puntos anotados en el último cuarto (37.5) y en porcentaje de triples en dicho periodo (26.5 por ciento).

Wade cree que esos números podrían mejorar si los Bulls creasen suficiente espacio en el tabloncillo a fin de ejecutar en esas instancias finales”.

“Hay que soportar la presión que se nos ponga encima”, dijo Wade. “(Los Wizards) hicieron un gran trabajo. No hay mucho espacio a veces con el cual trabajar, así que debemos soportar mucho contacto. Algunas veces los golpeamos a ellos. Otras noches, no es así. Tenemos que entender las situaciones. Continuar jugando juntos, hablando sobre nuestros espacios para así, tener mejores oportunidades. Hay pocas opciones abiertas en un tabloncillo de baloncesto. No puedo decir que tanta presión hay. Estoy seguro que uno de nosotros nos gustaria tener un buen tiro una que otra vez, pero eso es dificil”.

Butler estuvo de acuerdo con las afirmaciones de Wade con respecto a cargar con mucha presión a cuestas, luego de haber perdido otro encuentro.

“Quizás sea así”, respondió Wade luego de tomar preguntas con respecto a lo dicho por Wade. “Creo que debo ser un mejor creador de jugadas. Tomar el balón temprano, ver las cosas, la situación en la cual estoy. Voy a seguir jugando baloncesto en la forma como lo sé hacer. En lo bueno, lo malo y lo indiferente, creo que juego con el fin de ganar. Entonces, todos debemos mejorar, incluyéndome”.

El gran dilema para los Bulls: luego del primer cuarto de la campaña, los equipos contrarios han hecho suficiente análisis para entender que el balón llega en muchas ocasiones hacia Wade y Butler. Por ende, los rivales están marcando con mayor presión a ambos jugadores en las instancias finales.

“A medida que el partido progrese, los rivales van a seguir poniendo presión, especialmente a mi persona y a Dwyane Wade”, dijo Butler. “Ahora, tenemos que descifrar formas en las cuales podamos involucrar a los demás. Tenemos que poner a los demás en otras posiciones, pero no estamos tampoco protegiendo a nadie. Desde el primer hasta el último cuarto. Creo que algunas veces los contrarios fallan sus intentos. Entonces, eso está bien, pero siempre digo que hay una diferencia entre los tiros fallidos y la buena defensiva. Algunas veces, jugamos bien a la defensa. Otras, hay equipos que fallan sus disparos”.

Como ha sido el caso en la mayor parte de la temporada, la frustración de Butler se centra en la sensación de su parte que los Bulls deberían estar ejecutando mejor defensiva.

“El último cuarto no es el decisivo”, dijo Butler. “Sí, es importante. Pero hemos hecho mal las cosas en todo el partido, y por ende nos ponemos en una posición de tener que ejecutar al final. No podemos decir que el cuarto periodo es el gran problema porque hicimos todas las cosas que no debimos haber hecho en los tres cuartos anteriores. Por ende, no deberiamos estar en esa situación. Así lo veo”.

Por su parte, Wade dijo que él y el entrenador de los Bulls Fred Hoiberg continúan conversando para buscar maneras de tener mayor acción ofensiva en la fase final del partido.

“Siempre hablamos sobre cosas diferentes”, dijo Wade. “Pensé que hoy, especialmente en los primeros cuartos, hicimos buenas jugadas. Tenemos que seguir trabajando en nuestra forma de ejecutar jugadas en el último cuarto. No es un secreto. Nos mantenemos en constante comunicación. Pero se trata de una obra en progreso”.