LA PRIMERA REPUBLICA (1844-1861)

LA PRIMERA REPUBLICA (1844-1861)
Por Max Montilla
 
 
Diferencias entre Santana y Báez: La Española, como comúnmente se llamaba ante de su nacimiento a la Republica Dominicana en 1844, se inició con ideas liberales. Ideas que el patricio Juan Pablo Duarte inculcó al grupo de jóvenes llamados “Los Trinitarios”, “para la separación definitiva del Gobierno haitiano o se hunde la isla”, tal y como rezaba el juramento de los nueve que conformaban la sociedad secreta.
Esas ideas la encontramos en el Manifiesto Trinitario proclamado el 16 de enero de 1844 (sin la presencia de Duarte) a poco menos de un mes de la Gesta Independentista la idea que tenían los Trinitarios y por los peligros que corría la misma Independencia, pues días antes, el 1 de enero de 1844, un grupo de afrancesados comandados por Buenaventura Báez y Manuel María Valencia, tenían las firmes pretensiones de anexarnos a Francia(Grullon, 2010).
Las ideas Independentistas proclamadas en el Manifiesto se expresa en el siguiente párrafo: “Esa es la razón por la cual los habitantes de la parte del Este de la isla, antes Española o de Santo Domingo, valiéndose de sus derechos, impulsados como lo fueron por veintidós años de opresión y oyendo de todas partes las lamentaciones de la patria, han tomado la firme resolución de separarse para siempre de la República haitiana y de constituir un Estado libre y soberano. Hace veintidós años que el pueblo dominicano, por una fatalidad de la suerte, sufre la más infame opresión: ya sea que ese estado de degradación haya dependido de su verdadero interés, ya sea que se haya dejado arrastrar por el torrente de las pasiones individuales, el hecho es que se le ha impuesto un yugo más pesado y más degradante que el de la antigua metrópoli, hace veintidós años que el pueblo, privado de todos sus derechos, se ha visto violentamente despojado de todos los beneficios en los cuales hubiera debido participar si se lo hubiese considerado parte integrante de la República. Y poco faltó para que se le quitara hasta el deseo de sustraerse a tan humillante esclavitud”(Dominicana, 2008).
 
Estas ideas cobraron fuerza el 27 de febrero de 1844, en la Puerta de La Misericordia, cuando Matías Ramón Mella dispara su trabuco, anunciándole al mundo el nacimiento de una nueva Republica “libre y soberana de toda dominación extranjera”.
Los gobiernos que le sucedieron a esa noche histórica del 27 de febrero fueron variopintos, con constituciones hecha a la medida del gobernante de turno, cortes entreguista o anexionista, con un profundo sentimiento por los empréstitos sin razones lógica o por el simple hecho de beneficiar a los amigos del presidente de ese momento.
SITUACIÓN POLÍTICA
En este periodo de 17 años la situación política era cambiante, catorces presidentes, los golpes de estado eran frecuentes y esa lucha nacionalista por la libertad y la independencia que esbozaron los trinitarios se fueron perdiendo por los movimientos anexionista encabezados por el Marqués de las Carreras o Jefe Supremo, Pedro Santana.
Esas ideas liberadoras que tenían los trinitarios y la de anexión que poseían Santana a España y Báez a Francia culminó muchas veces en cambios de gobiernos, o golpes de estados. Así lo explica el siguiente párrafo: “Las diferentes concepciones ideológicas de uno u otro bando no se hicieron esperar después de proclamada la Independencia, como se puso de manifiesto en el primer gobierno nacional o Juntas Gubernativa, al chocar los trinitarios y santanitas, provocó el primer golpe de estado en la historia dominicana, así como el contragolpe” (Beras, 1984).
Cabe destacar que de esos 17 años, Pedro Santana gobernó cuatro veces diferente para un total de nueve años y once meses.  Mientras que Báez, también gobernó cuatro veces, pero totalizo doce años y cinco meses(Beras, 1984)
En este periodo los términos presidenciales variaban, unos duraban cuatro años, otros duraban dos, pero pocos presidentes cumplieron a su totalidad su mandato.
Las características del Gobierno de Santana en todas sus gestiones fue la de desarrollar políticas centralizadas en el poder como: 1. Condiciones escasas de manejo político 
2. Tendencia dictatorial 
3.Militarismo 
4.Rechazo del texto Constitucional 
5. Inclusión del artículo 210 
6.Caudillismo militar 
7. Campañas de persecución contra sus enemigos políticos 
8. Modificación antojadiza de la Constitución 
9. Búsqueda de préstamos 
10. Conflictos con la Iglesia. 
11.Búsqueda de protección económica.
El general Pedro Santana además gestionó la Anexión a España, la cual se llevaría a cabo en su tercer mandato (Ortiz, 2012).
En lo que concierne al punto número 3 sobre el militarismo, Santana no tuvo reparo en mostrar sus apetencias personales de quedarse en el poder por medio de la fuerza. Al respecto, Juan I. Jiménez nos expresa: “una hojeada a la ley de Gastos Públicos que se publicó en 1845, nos da una perspectiva de cómo el militarismo tomó auge: solo al Departamento de Guerra y Marina se le asignó el 80% de los recursos del Estado, para un total de un millón de pesos”(Jimenez, 1974).
 
LAS IDEAS POLITICAS
 
En torno a las ideas políticas que dominaban en ese entonces podemos encontrar las ideas liberales cuyos patrones se expresaban en Europa y Estados Unidos, traídas al país por Duarte y las que realmente teníamos aquí, por más de veintidós años de dominación francesa. Estábamos entre lo real y lo posible, tal y como lo expresa Julio Cross: “la lucha política en la Republica Dominicana del siglo XIX se caracterizaba por reconocer estas ideologías, mientras una trataba de cambiar la realidad existente, la otra trataba de manipularla” (Beras, 1984).
 
En las próximas semanas estaré analizando lo que fue la primera República, comprendida entre los años 1844-1861, su situación política y económica, sus partidos existentes, sus reformas existentes.
Espero que nos sirva de algo mirar al pasado para poder entender este presente y hacia dónde iremos en un futuro cercano
Tambien estaré analizando lo que fueron sus características económicas. Los espero en el próximo Hablando con el Soberano.