Corea del Norte lanza un misil intercontinental y dispara las alarmas

 

Por Park CHAN-KYONG

 

Corea del Norte retó de nuevo a la comunidad internacional este miércoles al disparar un misil intercontinental, a lo que el presidente estadounidense Donald Trump respondió: “Nos ocuparemos de eso”.

Este nuevo lanzamiento de un misil balístico por parte de Pyongyang, después de dos meses sin disparos, ningunea los esfuerzos diplomáticos del mandatario republicano en su reciente gira por Asia que, según él, tenía como objetivo “unir al mundo contra la amenaza del régimen norcoreano”.

El misil fue disparado este miércoles de madrugada hora norcoreana desde Sain-ni, cerca de Pyongyang, y cayó frente a Japón. El Pentágono precisó que el misil, que voló unos 1.000 kilómetros y que cayó frente a las costas de Japón, no supuso un peligro ni para Estados Unidos ni para sus aliados.

Al menos un experto indicó que su elevada trayectoria sugiere que Pyongyang podría tener la tecnología para lanzar un proyectil a más de 13.000 kilómetros, lo que coloca a todas las ciudades estadounidenses a su alcance.

Las respuestas de los vecinos de Corea del Norte como de Estados Unidos no se hicieron esperar.

Además de la advertencia de Trump desde la Casa Blanca, el secretario estadounidense de Defensa y jefe del Pentágono, el general James Mattis, afirmó que los militares surcoreanos habían disparado misiles de precisión “para estar seguros que Corea del Norte entienda” que sus misiles pueden ser derribados.

Según él, el proyectil, que cayó en el mar de Japón después de volar unos 1.000 kilómetros, alcanzó la mayor altura registrada en los ensayos norcoreanos y representa “una amenaza para todo el mundo”, declaró Mattis, junto a Donald Trump.

Se trata de un “acto violento” que “no puede ser tolerado”, denunció por su parte el primer ministro japonés, Shinzo Abe.

Trump y Abe mantuvieron una conversación de emergencia para evaluar su respuesta, indicó el asesor del presidente estadounidense Dan Scavino, que publicó una imagen en Twitter del mandatario hablando por teléfono.