De La Hoya predice que Canelo-Chávez acaba por nocaut

LOS ANGELES — Oscar De La Hoya predijo que el encuentro entre Canelo Alvarez y Julio César Chávez Jr. terminará por nocaut en los asaltos finales, presumiblemente a favor de su protegido.

“Para mi va a ser nocaut. Yo creo que va a ser una pelea fuerte en los primeros asaltos de mucha acción. Un nocaut en los últimos rounds”, dijo De La Hoya el martes, luego de participar en el programa A Los Golpes de ESPN Deportes.

El promotor, sin embargo, no dijo quién saldría con la mano en alto, aunque repetidamente ha dicho que ve a Alvarez vencedor en la riña ante Chávez Jr., que se celebrará el 6 de mayo en la T-Mobile Arena en Las Vegas.

De La Hoya confirmó que espera el combate sea exitoso en el aspecto económico por variadas razones, incluyendo el que enfrenta a dos mexicanos con gran nombre. Alvarez ha sido campeón en dos divisiones, mientras que Chávez Jr. fue el primer mexicano en ceñirse el título mediano.

“No tanto como lo es ahora, pero yo siempre he dicho que teniendo dos mexicanos guerreros la gente va a salir a apoyar porque reconocen que va a ser una gran pelea, que va a ser una pelea de mucha acción, es lo que la gente quiere ver”, explicó el ex boxeador, que sumó cinco campeonatos mundiales en igual número de divisiones en su carrera. “Yo estoy en este deporte, como promotor, para ayudar a que el deporte crezca y estas peleas son de pura emoción”.

Aunque declinó adelantar cuántas ventas espera se logre en el PPV, De La Hoya dijo que una buena señal es que los boletos se agotaron rápidamente y que los locales de circuito cerrado a través de Estados Unidos llevan muy buena venta adelantada de boletos. Inclusive, no descartó que el total se acerque al logrado por Floyd Mayweather y Manny Pacquiao, que circuló las cuatro millones de casas en el 2015.

“Puede ser. Creo que la gente reconoce que es una gran pelea y por esa razón se agotaron los boletos. El circuito cerrado se está vendiendo muy bien”, dijo De La Hoya. “Y esperamos que el PPV, no creo que vaya a romper el récord de Mayweather-Pacquiao, pero va a estar cerca.

“Tiene potencial. Es un evento grande, y cuando los boletos se agotan es una gran indicación y ahora que los boletos de circuito cerrado se están vendiendo muy bien, eso me indica que sí que el PPV va a ser bastante alto”.

Al preguntársele al promotor sobre su experiencia como boxeador al tener que pelear en un peso más alto o más bajo que el acostumbrado – en el caso de Alvarez subir cuatro libras y media, en el de Chávez Jr, bajar tres y media – De La Hoya recordó que tuvo que hacer eso ante Pacquiao y encuentra que es más perjudicial bajar de peso. Aclaró, sin embargo, que ha visto la dedicación del llamado “Hijo de la Leyenda” para este evento.

“Me pasó a mi subiendo de peso y bajando de peso cuando peleé con Manny Pacquiao”, recordó De La Hoya. “Fue difícil bajar de peso, pero si lo haces bien puedes tener más velocidad, más fuerza, más condición, pero sólo si lo haces bien. Yo creo que Chávez se ve lo está tomando bien serio… el Canelo igual, él es un boxeador bien disciplinado”.

De la Hoya confirmó que Alvarez no bajará nuevamente al peso junior mediano ya que se le estaba haciendo muy difícil llegar a ese límite. A la vez, admitió que su promovido entra a los entrenamientos cerca de 190 libras, lo que lo obligaba a perder poco más de 35 libras para esa división.

“Ya para esa pelea yo veía a Canelo deshidratado”, dijo De La Hoya, refiriéndose al combate ante Liam Smith. “No podía, estaba perdiendo músculo, estaba lento. Ahora lo veo entrenando, está contento, está feliz. Cuando él entra a un gimnasio entra en 190 libras, él tiene que bajar”.

En cuanto al próximo combate de Alvarez posterior a Chávez Jr., De La Hoya dijo que éste la ha pedido pelear en septiembre, pero declinó adelantar quién o quiénes consideran para enfrentarle.

“El quiere pelear de nuevo en septiembre, si no sufre una lastimadura o se quiebra una mano”, dijo De La Hoya. “Cualquier cosa puede suceder, por eso me gusta concentrarme pelea por pelea”.